jueves, 30 de septiembre de 2010

La polémica de Hebe

Hubo una frase, cuando la titular de las Madres de Plaza de Mayo afirmó: “Y si es necesario vamos a tomar el palacio de Tribunales” provocó la reación de la oposición y aclaraciones de otro agrupamiento de derechos humanos como el CELS, en tanto, los organizadores de la marcha y el oficialismo plantearon el contexto en el cual Hebe de Bonafini realizó su discurso.

“Criticarla es tratar de desvirtuar la situación”, sostuvo el jefe de la bancada kirchnerista en la Cámara baja, Agustín Rossi, que pidió rescatar el espíritu original de la protesta. “La movilización apuntaba a que las leyes del Congreso deben ser cumplidas y respetadas”, explicó el diputado Jorge Landau.

Los dirigentes del kirchnerismo respondieron así a la lluvia de críticas recibida por Bonafini luego de que la presidenta de Madres dijera que los ministros de la Corte eran “unos turros”. El titular de la UCR, Ernesto Sanz, opinó que Bonafini “ha dicho cosas que ponen en duda su real estado psicofísico”, mientras que el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, dijo que la titular de la organización de derechos humanos “está desquiciada hace rato”. También hubo repudios del radical Ricardo Alfonsín y del dirigente del Peronismo Federal Francisco de Narváez.

Anoche, al ser consultada, Bonafini intentó bajarle el tono a la discusión. “Empecé a ver cómo era la repercusión en los medios y vi que Clarín fue el único diario que dijo que el discurso más aplaudido había sido el mío. Ahí me di cuenta de que me había mandado una cagada”, expresó entre risas.

El titular del bloque kirchnerista en Diputados, Agustín Rossi, intentó minimizar el hecho. “Con toda la historia que tiene Hebe, con una lucha que fue reconocida hace pocos días por el propio presidente de los Estados Unidos, me parece que criticarla es tratar de desvirtuar la situación”, dijo Rossi a Página/12.

El Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) envió un comunicado en el que lamentó las palabras de Bonafini. “Llamar ‘turros que reciben sobres’ a los jueces de la Corte que anuló las leyes de impunidad, avanzó en el reconocimiento de postergados derechos civiles y ambientales, instauró la práctica de audiencias públicas (...) y garantizó la publicidad de sus actos es inadmisible y merece nuestro sonoro repudio”, sostuvo el organismo.

Para el diputado Fernando “Chino” Navarro, “Hebe de Bonafini fue de las pocas personas que lucharon durante la dictadura. Tomar su discurso como lo central del acto es subestimar a miles de argentinos que estaban en la plaza reclamando que se democratice la comunicación”. Su compañero de banca Jorge Landau señaló que “naturalmente, no comparto eso de ocupar el Palacio de Tribunales, ya que en todo caso las instituciones tienen el recurso del enjuiciamiento de los ministros de la Corte, si correspondiera, por su inconducta”.

No obstante, Landau también destacó que el aspecto central de la movilización del martes fue el pedido de aplicación de la ley. “Eso sí lo comparto, ya que la movilización apuntaba a que las leyes del Congreso deben ser cumplidas y respetadas.” En ese sentido, el legislador porteño Aníbal Ibarra dijo que las expresiones de la presidenta de Madres “benefician a quienes quieren frenar la aplicación de la ley de medios”.

“A alguno puede sonarle fuerte el discurso de Hebe, pero no lo vemos para nada alejado de la realidad”, expresó por su parte el dirigente Luis D’Elía. “Cuando uno ve la trastienda de esta situación, donde Magnetto hace un mes se juntó con (el presidente de la Corte, Ricardo) Lorenzetti y algunos más para hacer lobby, uno puede entender la fuerza que le puso Hebe a su discurso.” El líder de la Central de Movimientos Populares (CMP) fue otro de los que pidieron hacer hincapié en el propósito de la marcha. “Ayer (por el martes) se movilizaron miles de personas porque realmente ven amenazada la puesta en marcha de la ley. Si realmente el artículo 161 es declarado inconstitucional y el desguace de los monopolios queda sin fecha cierta, sería un golpe muy duro”, aseguró D’Elía.

Fiel a su estilo, el gobernador bonaerense Daniel Scioli decidió evitar la polémica. “Podemos vivir una democracia intensa, que haya mucho debate, pero todos tenemos que respetarnos más”, expresó.

Pagina12 

Reacciones:

1 comentarios:

Compañeros:
Los ministros de la corte (en mi opinión) deberían conocer, (mejor que nadie) los principios de la división de poderes.
Por esa razón deberían desautorizar a los "jueces" que se permiten legislar con sus fallos.
Y si no lo hacen deberán soportar que Hebe opine lo que sea, porque con sus actos (o su falta de acción, que es peor)están convalidando algo ilegítimo.
Ricardo

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails