miércoles, 17 de octubre de 2012

MATANZA RINCON BOMBA: "Leandro Santos Costas murió impune y protegido por la justicia"

17/10/2012

Así lo indico el defensor de los Derechos Humanos y de los pueblos originarios Dr. Luis Zapiola al referirse a la muerte de quien tuviera un destacado papel, como jefe de ametralladoras pesadas, en la Matanza de Rincón Bomba ocurrido en Octubre 1947 perpetrada contra el pueblo Pilagá; una comunidad que se ubica a unos cuatrocientos metros de la entrada a la localidad de Las Lomitas de la provincia de Formosa. Costas, ex juez federal de Formosa, estaba acusado en el juzgado federal de varios delitos calificados como de lesa humanidad que incluye desaparición de personas, delitos sexuales, homicidio etc. "digo que estuvo protegido por la justicia porque la causa tiene 6 años y no se pudo conseguir que  preste declaración indagatoria". 




El defensor de los derechos humanos y de los pueblos originarios de Formosa Luis Zapiola manifestó su indignación y malestar porque la causa que investiga la masacre de una importante cantidad de personas pertenecientes a la comunidad pilaga no avanza sin embargo siguen muriendo personas que tuvieron un papel preponderante como ser el Dr. Leandro Santos Costas, además de testigos claves que sobrevivieron a lo que fue calificado  judicialmente como un crimen de lesa humanidad.

Zapiola explico que en ese momento costas ocupaba el cargo de alférez de la gendarmería nacional y estaba a cargo de la ametralladora que fue utilizada para la masacre donde inocentemente fueron acribillados niños, niñas, mujeres y hombres. 

Recordó que en el Juzgado Federal Nº 1 de Formosa tramita una causa por delitos de lesa humanidad donde se investigan estos hechos y que en el mes de junio de 2012, Costas se había sustraído a prestar declaración indagatoria presentando un certificado médico.

Los imputados por la masacre de Rincón Bomba son numerosos, la inmensa mayoría fallecidos, como numerosos son los sobrevivientes que demandan justicia por la muerte de sus familiares: Hace dos años murieron dos abuelas sobrevivientes en La Bomba: Lichet´a y Marta, y Desaén, de nombre en el DNI Julio Suárez, y hace solo unos días falleció otro sobreviviente: Santiago Cabrera. 

"Lo mínimo que necesita la sociedad formoseña es la verdad histórica. No puede ser que hayan pasado 6 años sin justicia cuando se entiende que la justicia justamente esta para investigar. Hasta la fecha para los desheredados de la tierra, no hay justicia" lamento Zapiola.

Fuente: FM Nueva Provincia. 

Reacciones:

2 comentarios:

Da verguenza la ignorancia y los intereses económicos que motivan esta nota. El Dr. Leandro Santos Costas fue elogiado en libros de Derecho por sus fallos acordes a la Ley. Es muy fácil crear una causa 60 años después contra personas enfermas que no se pueden defender. Todo con el fin que el Estado pague una indemnización jugosa, no importa el buen nombre de quien se mancha.

Los crímenes de lesa humanidad no prescriben... Da muchísima más vergüenza saber que en la época de un gobierno que la historia lo señala como de reivindicaciones sociales, se premiaba con ascensos a los ASESINOS DE GENTE INOCENTE... y no importa hoy si esos asesinos aparentar ser viejitos indefensos de 88 años... SON Y SEGUIRÁN SIENDO ASESINOS aún después de fallecidos.

Esto va para vos "anónimo" que seguro sos algún pariente de ese viejo asesino Costas devenido en juez!!!

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails